• Papá de G

Lo que me pasa por bocón


A veces la gente dice “yo digo lo que pienso, así no le guste a los demás o me traiga problemas”. No estoy muy seguro que las personas quieran ganarse problemas sólo por el hecho de no pensar un poquito antes de hablar. Y eso me pasó el otro día.

Como ustedes ya sabrán, Giulia tiene muy buen apetito pero como todos los niños, a veces se pone chuki al momento de sentarse en su silla y simplemente no le da la gana. Ahí aplico la siguiente frase: “Bueno, si no quieres sentarte a comer, me comeré tu comida” y cuchareo su plato. Es ahí cuando siempre gritando dice “no papá, no papá, silla, silla” para que la sienten en su silla y deje de “comerme su comida”. ¡Nunca falla!

Pero aprendí a la fuerza que lo que funciona en una situación no aplica necesariamente en otra.

Hace unos días, el lunes para ser exactos, Giulia estaba distraída jugando en el baño y como nunca se puso chuki al momento de entrar a su tina y tuve la genial idea de decirle “bueno si no quieres entrar en tu tina, me meto yo” e hice el ademán de meterme de cabeza en su tina. Ella automáticamente nos pidió que la metamos para iniciar el baño. Mientras estábamos en medio proceso, ella sacó sus juguetes de la tina, se encogió un poco y dijo “papá, acá”, señalándome con su mano al lado suyo. Yo le dije que no podía entrar porque estaba vestido y que como me iba a entrenar, me bañaba luego. Giulia insistió que entre hasta que Grace me miró y me dijo “eso te pasa por bocón, tienes que entrar”. Ella tenía razón.

A Giulia la bañamos en su tina dentro de la tina grande del baño y obviamente no entraba a su lado, así que movimos su pequeña tina y yo entré en la grande sentado en el borde. Fue ahí que Giulia llenó su jarra de agua, agarró su esponjita y empezó a mojarme y lavarme. Me lavó las manos, pies, rodillas, agarró el shampoo, sacó un poco (de mentira) “me lo echó” y me mojó la cabeza. Giu “me bañó” mientras Grace la bañaba a ella y al mismo tiempo se reía al ver el espectáculo. Luego terminamos de “bañarnos” y Giu salió contenta.

Moraleja: Siempre hay que cumplir lo que se le dice a los niños, así te tengas que mojar todo.

A ustedes. ¿Les ha pasado algo parecido por decirle algo de más a sus hij@s?

#baño #ocurrencias